Tarjetas de amor para dedicar





Quien no haya dedicado alguna vez alguna tarjeta de amor, sea física o virtual, que tire la primera piedra. Si bien los hombres suelen referirse a ellas como cursilerías, casi todos han echado mano de aquel recurso para salir de una situación desesperada. En el caso de las mujeres es más fácil: ellas son más entusiastas a la hora de demostrar afecto. El resultado, como sea, es el mismo: gran parte de nosotros ha figurado como remitente de uno de estos dulces mensajes, más de una vez.

Tarjetas de amor para dedicar

A pesar de los esfuerzos de algunos por resistirse a utilizarlas, sucede que hay ocasiones en las que una tarjeta de amor es esencial, y bien puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso amoroso.

Por ello, les tenemos preparada una lista con las situaciones perfectas para dedicar una tarjeta de amor. ¿Te encuentras actualmente en una de ellas? ¿Alguna vez las has utilizado con estos fines? Presta atención:

1. Primeros días de una relación. Bien. Tus esfuerzos han dado frutos, y finalmente has logrado descubrir que tu amor por aquella persona es correspondido. Todo en estos días será poco menos que mágico: ¿De verdad quieres echarlo a perder sin enviar una tarjeta de amor? No olvides que un gesto dulce será mejor recibido durante esta primera etapa. Date un tiempo para enviar una tarjeta, un mensaje romántico, o un regalo. No importa cuál sea, cualquiera de estos te hará quedar como el enamorado del año.

2. Cumpleaños. Hayas comprado el regalo perfecto o no, una tarjeta siempre será un gesto hermoso en el día de su cumpleaños. Sirve para demostrar que tu cariño no se agota en cumplir las convenciones, y que eres una persona atenta y detallista.

3. Aniversarios. Dicen por ahí que el amor eterno dura tres meses. Eso claro, cuando la pareja se entrega a la rutina y deja de lado el amor romántico. Está claro que es imposible vivir de las flores, pero hay ocasiones en las que aquella llama que lo inició todo vuelve a encenderse. Una de estas son los aniversarios. Regalar una tarjeta en este día es un gran gesto de cariño. No es necesario comprarla: será más significativo que la hagas tú mismo. Eso dirá mucho de ti, y hará que tu pareja vuelva a verte como aquella persona de la que se enamoró.

4. Pedir perdón. Nunca faltan las peleas. De hecho, lo normal es que las haya, así como también lo normal es que alguien tenga la culpa. Lo saludable es que sea esa persona la que pida perdón, y qué mejor detalle que para demostrar las emociones sinceras, que con una tarjeta. Eso sí, no pienses que esta será suficiente. Aún tendrás que poner mucho de tu parte.

5. Luego de la reconciliación. Luego de que el impase ha sido sorteado y que la paz ha vuelto a tu relación, procura avivar más la llama con alguna tarjeta dedicada a aquella persona que amas.

Tarjetas de amor para dedicar-


Comparte esta publicación:
Deja tu comentario
Tu Comentario